pieza_principal
31
AGO
2018

Maderables Hurtado: un emprendimiento con ‘mucha madera’

La materia prima de Maderables Hurtado es la capacitación. Y es que Luis María Hurtado siempre ha estado convencido de que sin ella, no hay muchas posibilidades de progresar siendo emprendedor.

Su día comienza y termina entre máquinas y herramientas con las que transforma grandes bloques de madera en artículos útiles para todo tipo de necesidades. Y es que la silla donde atiende a sus clientes, la mesa en la que saca cuentas y hasta las lámparas de su casa, fueron hechas con sus propias manos.

Emprendiendo travesías

Luis María afirma que su corazón le pertenece a Yumbo, pues es el municipio que hace un poco más de 40 años lo acogió como propio. “Salí del ejército en 1974 y, para ese entonces, mi madre había quedado ciega. Vivíamos en Restrepo, Valle, así que decidí que debíamos irnos de ahí pues no teníamos muchas oportunidades para crecer”, relata.

Pero antes de llegar a Yumbo, se dirigió a Santander de Quilichao, donde fue acogido por una familiar suya y donde hizo su primer negocio. “Recuerdo que le compré una cosecha de aguacates a un vecino, pero se la pagué después de venderla. Él me la dio por $20.000 y yo le gané más de $50.000. Con eso le di una parte al señor a manera de agradecimiento, compré una blusa para mi prima porque ella me había regalado una suya y, claro, compré una camisa para mí”.

Tiempo después, llegó al pequeño municipio ubicado al sur del Valle del Cauca, donde constituyó su empresa más importante: su familia.

Con la capacitación no se negocia

Luis aprendió a trabajar la madera gracias a sus estudios en el SENA, pero fue en la Fundación WWB Colombia donde aprendió a organizar su negocio. Ahí le dio el nombre de ‘Maderables Hurtado’. “Llegué a la Fundación escuchando el programa radial Mujeres que Inspiran Mujeres. Mis hijos se burlaron de mí porque pensaron que era un programa dirigido solo a mujeres. De todas maneras llamé, me entrevistaron y al siguiente día ya estaba capacitándome”, recuerda.

Pero iniciar no fue sencillo. Su familia y sus amigos se opusieron, trataron de desanimarlo. Sin embargo, Luis no cedió ante ellos porque, en sus palabras, “si no me capacito, no soy nada”.

Para este emprendedor sacar cuentas era lo que más se le dificultaba. “Aprender a costear fue una pieza fundamental. Esa era mi falla; ahora es mi gran fortaleza. Es que mire: si yo vendía una mesa a $50.000, cogía esa plata y me la gastaba en helados con mis hijos. No tenía un control”.

Gracias a lo aprendido, su negocio ha crecido, sus finanzas se han ordenado y ahora ha incrementado sus ventas. De hecho afirma que “en cinco años este taller tiene que vender alrededor de 12 millones de pesos”.

Además de la capacitación, Luis María fue elegido para el programa de acompañamiento ‘Voy de la Mano’, con el cual aprendió a analizar a sus clientes, a saber contratar y a generar confianza con sus proveedores. “La dirección de la Fundación ha sido un eje primario, un eje fundamental en lo que es hoy Luis María Hurtado y el negocio ‘Maderables Hurtado’”.

¡A apoyar el emprendimiento local!

Mientras es custodiado por sus perros, quienes además son los vigilantes del negocio, Luis hace una especial invitación: “creo que es importante que la comunidad apoye a los emprendedores porque estamos haciendo patria. Emprendemos a partir de una necesidad, hacemos grandes sacrificios con amor y muchas ganas, y sentir el apoyo de todos es muy importante para continuar”.

Si quieres conocer más historias como la de Luis María Hurtado y apoyar sus negocios, te invitamos a escuchar Mujeres que Inspiran Mujeres Programa Radial, de lunes a viernes a las 5:00 p. m. En Cali: Radio Calidad 1200 AM. En Buenaventura: RCN Radio 1340 AM.

Compartir en redes sociales...Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Share on LinkedInEmail this to someone

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Misión del blog

Este espacio fue construido para compartir información y artículos especiales sobre Educación Financiera, buenas prácticas en liderazgo, administración de mi negocio y actitudes para ser un emprendedor exitoso.

Somos la Fundación WWB Colombia y trabajamos en proyectos que contribuyen al reconocimiento y proyección de las mujeres emprendedoras y microempresarias de Colombia, especialmente las de bajos ingresos, a través de la capacitación, el liderazgo y el empoderamiento, con el fin de mejorar su calidad de vida y la de sus familias.

Compartir en redes sociales...Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Share on LinkedInEmail this to someone