blog-manejo-de-finanzas-crisis-economica
17
FEB
2016

Cinco consejos para enfrentar una crisis económica

Cuantas veces nos hemos preguntado en momentos de crisis económica: ¿cómo puedo enfrentarla, gestionarla, salir mejor de ella? Puede ser que se nos ocurran varias opciones de respuesta, sin embargo es más sencillo de lo que parece, la solución es: manejar finanzas sanas.

En muchos casos nos encontramos con que algunas empresas saldrán del mercado no por falta de clientes, sino porque no sobreviven con menos ventas, en este caso el enfoque será ganar en eficiencia, constituyéndose como el elemento clave anticrisis.

Te invitamos a no desesperar y a buscar soluciones creativas, haciendo uso de estos cinco consejos para mantener finanzas sanas:

1. Cuida tus insumos

El despilfarro es fatal en épocas de crisis. Si algunos de tus clientes han bajado sus pedidos o te compran con menor frecuencia, es vital que administres tus insumos con cuidado milimétrico. Evita fugas y renegocia con tus proveedores para buscar mejores precios.
No mantengas sobrestock: no sólo significarán desembolsar más dinero en cada compra, sino que aumentarán tus costos administrativos.

2. Reorganiza procesos

La eficiencia es vital para reducir costos y ganar rapidez. Además, es la mejor herramienta para ofrecer un buen precio a tus clientes y evitar que se vayan. Considera que es un buen momento para invertir tiempo en reorganizar procesos. Te sorprenderás de los ahorros que puedes conseguir con una revisión detallada de la forma en que hoy operas tu negocio.
No tengas prejuicios y evalúa todas las áreas y tareas (incluyendo las que realizas tú).

3. Incentiva a tu equipo a buscar cómo reducir gastos

Si es posible, ofrece un incentivo a tus colaboradores para que identifiquen y apliquen medidas tendientes a reducir costos. Y la recompensa no necesariamente tiene que ser dinero. Puede ser un día libre adicional al mes o un horario especial durante una semana. Sé creativo, pero no pierdas de vista que debes ofrecer algo que realmente interese a tus trabajadores.

4. Protégete frente al dólar

Si tu negocio depende de la compra de insumos en el extranjero, prepárate para operar en distintos escenarios de tipo de cambio. A raíz de la turbulencia mundial, el precio del dólar se ha encarecido en muchos países emergentes (América Latina no ha sido la excepción), lo que ha obligado a las empresas locales a pagar más por los mismos productos.
Si tu caso es al revés (tienes clientes que te pagan en dólares), prepárate para utilizar bien los recursos adicionales que puedan llegarte.

5. Unifica deudas

Es un hecho: concentrar tus pasivos con una sola institución bancaria puede ayudar a reducir en algunos puntos el porcentaje de interés que pagas mensualmente. Además, disminuirá costos administrativos y te evitará muchos dolores de cabeza (desde desplazamientos innecesarios hasta la obligación de tratar con tres o seis ejecutivos de cuenta a la vez). Considera también que algunos clientes pueden demorar en sus pagos, por lo que necesitas estar fortalecido financieramente (para poder aguantar mientras te pagan).
Evalúa esta alternativa con varios bancos y elige no sólo al que te ofrece mejor tasa, sino al que crees que puede transformarse en un buen socio comercial en el mediano plazo.

Fuente oficial: http://goo.gl/1J1LGz

Compartir en redes sociales...Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Share on LinkedInEmail this to someone

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Misión del blog

Este espacio fue construido para compartir información y artículos especiales sobre Educación Financiera, buenas prácticas en liderazgo, administración de mi negocio y actitudes para ser un emprendedor exitoso.

Somos la Fundación WWB Colombia y trabajamos en proyectos que contribuyen al reconocimiento y proyección de las mujeres emprendedoras y microempresarias de Colombia, especialmente las de bajos ingresos, a través de la capacitación, el liderazgo y el empoderamiento, con el fin de mejorar su calidad de vida y la de sus familias.

Compartir en redes sociales...Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Share on LinkedInEmail this to someone